CAREio, el teléfono de asistencia espiritual.
Nada más y nada menos que una medida vital.

Ningún módulo de la institución penitenciaria merece tanto la denominación de zona de crisis como el módulo de ingresos. Sobre todo para delincuentes primarios es aquí donde se produce el choque: Desde su perspectiva, se encuentran en una situación extrema que para el funcionario de prisiones no deja de ser, a fin de cuentas, una rutina a procesar. Evitar la intensificación de hostilidades es un gran desafío. Y CAREio es la herramienta adecuada para ello. 
CAREio fue desarrollado para evitar suicidios y autolesiones a la vez que se atiende a una necesidad básica humana de las personas en peligro: la comunicación. Apretando un simple botón, el recluso tendrá acceso sin recargo al teléfono del padre espiritual para internos. Para ello, un equipo externo se encuentra a disposición los 365 días del año.



Info
breve
Control
total:
  • Medida eficaz para la prevención de suicidios Accesibilidad garantizada de un padre espiritual
  • Aparato monofunción, por ello fácil de utilizar
  • La más alta seguridad contra avería gracias a la tecnología Telio
  • Alta protección contra el sabotaje y la manipulación
  • Servicio técnico urgente de confianza